Hibiscus Rosa-Sinensis

Hibiscus o hibisco es un género de plantas originarias de Sudamérica y África que crecen en climas tropicales y subtropicales. Tienen hermosas flores con forma de trompeta que varían de tono. Podemos encontrar flores de hibisco de color rojo, rosa, blanco, amarillo y  morado. Por su valor ornamental son cultivadas para adornar jardines. Pero además de este uso, el hibiscus se emplea para preparar infusiones, bebidas y mermeladas ya que contiene propiedades medicinales muy beneficiosas para el organismo.

Propiedades del hibiscus.

· Por su acción antibacteriana y su riqueza en vitamina C refuerza nuestro sistema inmunológico.

· Tiene propiedades digestivas y diuréticas, favorece el buen funcionamiento del apartato digestivo y evita la retención de líquidos, por lo que se recomienda para casos de obesidad y dietas de adelgazamiento.

· Ayuda a reducir la presión arterial y apenas contiene sustancias excitantes, por lo que es un buen aliado para tratar la hipertensión.

· Mejora la circulación sanguínea.

· En un antioxidante natural que previene el envejecimiento de las células y la aparición de diversas enfermedades como el cáncer. Ayuda a nuestro organismo a eliminar tóxinas.

Cómo preparar una infusión de hibiscus.

Calienta 250 ml de agua, cuando empiece a hervir añade una cucharadita de flores secas de hibisco, tapa la infusión y deja reposar cinco minutos. Cuela y endulza al gusto con miel o azúcar moreno. Puedes añadir unas gotas de limón.

Contraindicaciones.

· Embarazo, ya que en dosis elevadas esta planta puede tener propiedades abortivas.

· Lactancia.

· Hay que tener cuidado con el hecho de que existen muchas especies diferentes de hibisco y algunas de ellas son tóxicas.